Este blog se alimenta de sus comentarios, sin alimento llega la inanición.

martes, 20 de marzo de 2012

Pimientos rellenos y Besugo asado

Siguiendo con la publicación de este manuscrito de hace +/- 70 años hoy le toca el turno a unos pimientos rellenos y besugo al horno.
Comienzo la transcripción de la receta.
Pimientos rellenos:
Con un cuchillo se cortan los pimientos, según se indica (en el pequeño dibujo, en vez de quitarle solo el pedúnculo y semillas, se ve que esta señora cortaba el pimiento transversalmente por la zona indicada), se le quitan las simientes, se lavan por el interior y se espolvorean con un poco de sal.
En una sartén se fríen 1 cuarto kilo de carne de cerdo, Sacaremos la carne y se pica muy menuda junto con 80 gramos de jamón, y se pone en un plato hondo.
En el aceite que queda en la sartén freiremos una cebolla bien picada y añadiremos 200 gramos de tomates y fritos los tomates añadiremos al picado de carne y se tiene 10 minutos a fuego lento. Con una cucharilla se rellenan los pimientos por el corte hecho anteriormente, se ponen en una fuente honda, se rocían con aceite crudo y los meteremos al horno por espacio de 10 minutos, se sirven en la misma fuente o tartera. 
Besugo asado:
Un besugo de 1 kilo aproximado, se coloca en la besuguera unas rodajas grandes de patatas, cubriendo todo el fondo, espolvoreando con sal gorda, se coloca el besugo entero, después de ponerle sal y zumo de limón, se riega con aceite y pan rallado, se vuelve a regar con aceite y se mete al horno, tarda en hacerse de 25 a 30 minutos, conviene regarlos con el jugo que suelta a la mitad del asado, se le agrega un majado de ajo, perejil y azafrán una vez asado y se adorna con rodajas de limón y huevo duro.